El objetivo del Barómetro Juventud y Género realizado por el Centro Reina Sofía y la FAD es medir y analizar los avances y retrocesos en el camino hacia la igualdad. Sus tres temas principales son: la masculinidad y feminidad, las relaciones de amistad, pareja y familia y la desigualdad y discriminación.

  • La masculinidad y feminidad. El atributo principal que los jóvenes utilizan para definir a las chicas es el de la inteligencia. Además, más de la mitad de los jóvenes consideran los diferentes ámbitos profesionales adecuados para ambos géneros, aunque con significativos matices. Aun así, ellas se sienten más presionadas que los chicos frente a tener éxito, no defraudar, ser físicamente atractivas y ocultar las emociones.
  • Relaciones de amistad, pareja y familia. Entre los jóvenes predomina la opinión de que la distribución de las tareas del hogar es igualitaria entre hombres y mujeres.
  • La desigualdad y la discriminación. Se dan altos acuer­dos sobre la necesidad de “sancionar a las empresas que pagan menos a mu­jeres que a hombres por realizar el mismo trabajo” y en la promoción de talento en base a los méritos. Además, aumentan las posturas hacia el feminismo de ambos géneros y una mayoría de chicas se define así.

El informe completo aquí: http://www.adolescenciayjuventud.org/que-hacemos/monografias-y-estudios/ampliar.php/Id_contenido/127043/tipo/17/